Jardín de los Sentidos

Amplios espacios al aire libre – No es necesario reservar para entrar a la tetería

contacto

Contacta con nosotros, 

Tus sentidos te esperan en Jardín de los Sentidos.

Dirección: Partida de la Olla nº 42 Kilometro 161,3 de la N-332 Altea, Alicante (España) CP 03590.

Llegando por la A7:
 – Deja la autopista AP7  en la salida de ALTEA (Salida 64), una vez pases por el peaje incorporate a la carretera nacional N332 tomando la salida dirección Calpe, para incorporarte a la nacional N332.
 – Una vez en la N332 recorre 300 metros y toma la primera salida a la derecha urbanización Isla de Altea.
Una vez que estés en Isla de Altea gira en la segunda calle a la derecha, cruzarás un túnel para completar el cambio de sentido e incorporarte de nuevo a la N332. NOTA ver mapa.
– Una vez te reincorpores a la N332, ahora sí, dirección ALTEA toma la primera salida a la derecha (unos 300 m.) Urbanización Galera de las Palmeras no continúes por el camino de la urbanización, incorporate al que tienes a la izquierda, un camino de tierra a tu izquierda y los carteles de  Jardín de los Sentidos que te guiarán, (unos 150 metros).

    Verificación:
    Por favor, prueba que eres un humano seleccionando la casa.

    Contacto

    Telf. +34 965 842 686
    Móvil +34 600 615 256
    Móvil +34 666 936 045

    Horario

    Horario de verano desde el 1 de mayo hasta el 31 de octubre de martes a domingo de 16h a 22h.


    Horario de invierno desde el 1 de noviembre hasta el 30 de abril de viernes a domingo de 15:00 a 20:00 horas.


    *Periodo de descanso desde el 15 de diciembre hasta el 31 de Enero.

    ENTRADA

    Entrada 10 € Tiempo ilimitado e incluye té y tarta.

    Para mantener un espacio tranquilo, la entrada es exclusiva para mayores de 15 años. Agradecemos su comprensión.

    No se admiten mascotas. Agradecemos su comprensión.

    No es necesario reservar para entrar a la tetería.

     

     

    visítanos

    el mediterráneo te espera

    La zona, al ser de alto interés turístico, dispone de un gran surtido de restaurantes. Puedes comer una paella a pocos metros del mar con brisas del mediterráneo y cenar en un italiano del casco antiguo de Altea. Tomarte un helado en el paseo marítimo o disfrutar del mercadillo artesanal en la iglesia.